domingo, 1 de julio de 2012

De nuevo, campeones

Se cumplió el sueño, por difícil que pareciera. Aún en este momento de euforia, no puedo olvidar que España está pasando por uno de los momentos más duros de la democracia (no sé si seguir llamándola así) y espero que esto no sea el Opio del pueblo, el Pan y circo, sino una lección de que un equipo coordinado puede alcanzar objetivos altísimos. ¿Si un equipo de fútbol logra esto, qué no lograríamos los ciudadanos con un movimiento único contra el poder que nos hace responsables de problemas que no son cosa nuestra?
En fin, gracias, selección española, habéis rescatado el orgullo y la esperanza que no es poco.

3 comentarios:

  1. Me gusta tu comentario pero la realidad es que los políticos y los banqueros son incapaces de formar equipo para meter goles a la prima de riesgo. Desgraciadamente se pasan el tiempo echándose las culpas mutuamente de los errores pasados.

    ResponderEliminar
  2. Slayer, ¡cuánto tiempo!
    No tengo nada que añadir que tú no hayas dicho ya. Estoy completamente de acuerdo, espero que las alegrías que nos da el deporte no nos adormezcan y nos quiten de la realidad.
    Y sin embargo, está claro que en la televisión ya están usando las Olimpiadas como opio para el pueblo.
    Me entristece tanto que aún pasen cosas así, más propias de otros siglos...
    En fin, un beso, Slayer.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por comentar!!
    Cuanto siento no haberos respondido antes... mi ordenador no estaba para muchos trotes.
    Estoy de acuerdo con lo que decís, como imaginaréis. Estoy muy quemada con la que está cayendo, pero ver a los medios de comunicación siendo cómplices del poder y no denunciando lo que está ocurriendo, incluso manipulando la realidad en muchos casos... me parece una irresponsabilidad imperdonable.
    Un beso a las dos!!!!

    ResponderEliminar